OPINIÓN

La Educación como proceso individual y Social de transmisión cultural

Tambíen facilita a la comunidad la construcción de sus valores, que posibilita la realización personal integral con vocación nacional y proyección universal.

Responsive image
Share on Google+




Rubén Ricco, para Agenda Uno.

La Educación debe garantizar la realización del hombre en sus facetas cultural, social, estética y ética, acorde con sus capacidades y guiados por los valores de  libertad, tolerancia igualdad y justicia social”. “Queremos que cada escuela encuentre el camino que permita mejorar el trabajo. Esto implica potenciar los proyectos educativos, la autonomía de las escuelas, la diversidad  de modelos de gestión, las relaciones  con el entorno y la interrelación con todo el tejido social” (Manifiesto de Cataluña  para  la Educación).

Entre la educación y  escuela deseables para el citado Manifiesto y la realidad de la educación en América Latina, hay una significativa diferencia. Para poder avanzar en el difícil camino de “otra escuela posible” es necesario el trabajo en equipo, una férrea voluntad de vencer las resistencias al cambio presentes en toda institución, la reflexión de conjunto sobre lo deseable de ese cambio y por último el consenso básico y necesario sin el cual nada es posible. Los cambios en las instituciones no se dan por decreto o por resoluciones, sino con el convencimiento sincero, paulatino y trabajoso de todos los actores que intervienen.Vivimos tiempos  donde los ideales de trabajo, justicia social y desarrollo en democracia luchan por imponerse  definitivamente  al individualismo neoliberal. 

La escuela estuvo empobrecida durante mucho tiempo y aun vive en una encrucijada; como espacio social esta cuestionada pero a la vez se le pide que sea creadora de nuevas  y  transformadores opciones. Se  le pide que enseñe, que forme nuevos ciudadanos libres y además responsables, que otorgue oportunidades y promueva el encuentro social. Tal vez sea ese el lugar controvertido de la escuela, ofrecer un espacio social alternativo, brindar nuevos escenarios, mensajes, en fin protagonismos diferentes a quienes reciben, desde otros ámbitos, mensajes de discriminación, intolerancia, violencia, incomprensión y corrupción.

En este sentido es posible que la escuela sea el espacio más importante de la sociedad civil para crear modelos diferentes; si es así, entonces debemos valorar y rescatar su capacidad transformadora y su potencial hacia el ámbito social.“…La educación, en su sentido mas amplio, es por definición una educación para  la convivencia” (Cullen).Decimos nosotros que no se trata de cualquier tipo de convivencia, no se trata de repetir modelos  anacrónicos; modelos estos que desgraciadamente sobreviven en muchos espacios sociales. Se debe recalcar cual es la mejor manera de convivir y negarnos a aceptar esos mandatos.

Debemos brindar a los niños y jóvenes otros ejemplos nuevos que no trasladen lo mas negativo de la experiencia social sino por el contrario rescatar los mejores valores. Debemos trabajar para desterrar la discriminación, el no dialogo, la falta de interés por los excluidos, en definitiva debemos procurar rescatar los valores de la solidaridad social, el compromiso comunitario y el trabajo.-                        

Ruben Ricco * Licenciado en Sociología  Master en Ciencias Políticas

 

Estrategias de Compra Y venta

www.agendauno.com.ar - info@agendauno.com.ar
San Martin 623 – 2do. Piso – Ofic. 1 - Tel 422-0217
San Miguel de Tucumán - Tucumán, Argentina - C.P. 4000